martes, 26 de mayo de 2015

Mourinho y un discurso memorable

El entrenador del Chelsea José Mourinho fue la sensación en la gala con la que el equipo inglés despidió la temporada. “The Special One” ... thumbnail 1 summary
El entrenador del Chelsea José Mourinho fue la sensación en la gala con la que el equipo inglés despidió la temporada. “The Special One” relató esta historia:
"No se asusten, porque no he venido a cantar. Y no se asusten porque mi discurso no será muy profundo, será muy simple. Solamente quiero decir que hace un año estábamos aquí, terminamos terceros y no estábamos felices, pero respetamos a los ganadores. Los vencimos dos veces, pero dijimos que merecían ser campeones. Vencimos dos veces al segundo lugar, y dijimos que ellos se merecían estar ahí.
No nos excusamos, no estábamos felices y nos preparemos para tratar de estar mejor esta temporada. No veo que mis jugadores reciban el respeto que merecen después de haber sido primeros desde el día uno hasta el final....
Estos premios son reconocimientos serios, pero ahora tengo para ustedes una historia de ficción, así que tratemos de disfrutarla:  Esta es una cancha de fútbol, con dos porterías y una pelota, pero hay un equipo (Manchester United) que le gusta jugar sin portería, y ese equipo juega muy bien, y el balón va, va, va, y la calidad de la posesión es muy bonita, pero no hay goles. Este equipo le pidió a la junta internacional de la FIFA jugar así, pero les dijeron que no era posible, que el porcentaje de posesión de balón no gana partidos, y que no eran campeones.
Después, había otro equipo (Manchester City) que eran menos radical y pidió jugar con una sola portería, y estuvieron fantásticos. Anotaron muchos goles. Y los goles venían de todas las posiciones. Y marcaron, marcaron, marcaron, pero nunca recibían goles porque solamente había una portería. Una vez más, la junta internacional de la FIFA les dijo: 'Lo siento, no pueden ser campeones porque en el fútbol es necesario que haya dos porterías'.


Y viene un tercer equipo. El tercer equipo (Arsenal) estaba casi ahí, porque querían jugar con dos porterías. Marcaron y también recibieron algunos. Estuvieron fantásticos. Anotaron goles muy bonitos, concedieron algunos también, y estuvieron cerca. Pero le pidieron a la junta internacional solamente jugar de enero a abril, y les dijeron que no había oportunidad, que tenían que jugar de agosto a mayo. No pudieron ser campeones.
Finalmente, vino otro equipo (Chelsea). Ellos querían jugar con las reglas normales y ellos sabían que para ganar partidos debían marcar un gol más que el oponente. ¿Cómo puedes hacer eso? Anotando muchos goles o no encajando goles y anotado uno. Hicieron las dos cosas: anotaron muchos goles y concedieron algunos o marcaron un gol y no concedieron ninguno. Esa era la opción. Jugaron de agosto a mayo, y a veces aparcaron el autobús.

El final de la historia es simple: tenemos que empezar a creer que ellos aprendieron la lección y que la próxima temporada será mucho más difícil. Tenemos que prepararnos para eso. Gracias".

No hay comentarios

Publicar un comentario